Laxantes

prod_agarol_emulsion

¿Qué contiene Agarol Suave?
Cada 100 ml contiene: Picosulfato de sodio 33.34 mg, vaselina líquida 28.22 g, agar-agar 0.30 g. Excipientes.

 

¿Qué es Agarol Suave?

Agarol Suave es un suave laxante estimulante de venta libre, que modifica el intercambio hidroeléctrico intestinal y estimula la motricidad colónica.
El Picosulfato de sodio modifica el intercambio hidroelectrolítico (es decir el pasaje del agua y de las sales en la luz del intestino) y promueve el peristaltismo (los movimientos) del intestino grueso. Su acción laxante se produce en un plazo de 8 a 12 horas luego de su administración, asegurando la previsibilidad de Agarol Suave.

La Vaselina liquida o aceite mineral es el más conocido y utilizado de los lubricantes o ablandadores fecales. Es prácticamente insoluble en agua e ingerido en emulsión no se absorbe sino que ablanda las heces evitando su endurecimiento excesivo y lubricando la mucosidad intestinal; de esta manera suaviza y facilita el pasaje de las heces.

El Agar-agar es un producto extraído de las algas marinas. Por sus propiedades higroscópicas, absorbe varias veces su peso en líquido, lo cual ayuda a la formación de las heces.

 

¿Para qué se usa Agarol Suave?

Agarol Suave  se utiliza para el tratamiento sintomático de la constipación.

 

Presentaciones: Frasco x 180 y 390 ml, sabor  Vainilla, Frutilla, Ciruela o Durazno.

 

¿Cómo se utiliza Agarol Suave?

Agarol Suave puede ser mezclado con cualquier tipo de alimentos o bebidas. Se recomienda agitar bien antes de usar.

Dosis recomendada para adultos y niños mayores de 12 años: ½ a 2 cucharadas soperas al acostarse.

Niños menores de 12 años: Consultar al médico.

 

Precauciones y advertencias:

El tratamiento con medicamentos de la constipación no es más que un adyuvante del tratamiento higiénico dietético.

Agarol Suave no debe administrarse en forma prolongada ni a dosis mayores que las recomendadas en pacientes que están siendo tratados con algunos medicamentos específicos como diuréticos, digitálicos o corticoesteroides.

Se recomienda no exceder de 8 a 10 días de tratamiento. El uso excesivo de laxantes puede provocar situación de dependencia que requiere de ingesta regular de laxantes, aumento de su dosis o posología o puede ocasionar la “enfermedad de los laxantes” con colopatía funcional severa, melanosis rectocolónica y alteraciones hidroelectrolíticas con pérdidas de potasio.

Embarazo y lactancia:

No se aconseja su uso durante este período.
Cuando tengas dolores de vientre, de estómago, náuseas o vómitos, no tomes laxantes sin consultar antes a tu médico.

 

Ante cualquier duda consultá a tu médico y/o farmacéutico.
¿Dudas, consultas? 0800 333 3532 / Lunes a viernes de 10 a 17hs.

 

Contacto

Su nombre (requerido)

Su e-mail (requerido)

Asunto

Su mensaje

captcha

Complete el código que ve arriba

×